Consternación por muerte de médico caleño en Estados Unidos

Diciembre 28, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Consternación por muerte de médico caleño en Estados Unidos

El médico caleño Luis Felipe Bonilla se casó, hace doce años, con la norteamericana Tracy Fish. Tuvieron tres hijos.

Luis Felipe Bonilla, de 49 años, perdió la vida en la madrugada del pasado lunes cuando el helicóptero en el que viajaba se estrelló en el estado de Florida, Estados Unidos.

"Horrible e inesperada”. Con esa frase, Juan Carlos Bonilla, cirujano oncólogo caleño, describe la noticia que desde ayer le tiene el corazón destrozado.Su hermano, el también médico Luis Felipe Bonilla, perdió la vida en la madrugada del pasado lunes cuando el helicóptero en el que viajaba se estrelló en el estado de Florida, Estados Unidos.El galeno caleño de 49 años, especialista en cirugía de tórax y cardiovascular, residía desde hace 15 años en Norteamérica y se había destacado como uno de los más prestigiosos médicos en su especialidad de la Florida.El día del accidente, Luis Felipe tenía como misión recoger un corazón y un pulmón para un paciente que esperaba con urgencia un transplante. Su viaje comenzó en la Clínica Mayo, en Jacksonsville a las 5:45 a.m. Allí abordó la aeronave junto con otro especialista que lo acompañaría en el recorrido. Los médicos se dirigían hacia hospital Shands en la Universidad de Florida, en Gainesville, sin embargo, nunca llegaron.Por causas que aún son materia de investigación, el helicóptero cayó en una zona boscosa a unos 20 kilómetros al noreste de Palatka, en Geinesville. Luis Felipe, su acompañante, el experto en transplantes David Hines, y el piloto de la aeronave no sobrevivieron.Las primeras hipótesis indican que el mal estado del tiempo habría sido la causa del accidente que provocó el incendio de diez hectáreas de bosque por la magnitud del impacto. Fue gracias al humo emanado desde la espesa zona boscosa que las autoridades tuvieron conocimiento de la tragedia.Con lágrimas en los ojos y desde la casa materna ubicada en el norte de Cali, Juan Carlos, hermano de Luis Felipe, dice que es una pérdida muy dura. “Todo lo hemos visto a través de internet. Vimos que la explosión fue muy fuerte. La verdad aún no sabemos que pudo haber pasado”, indicó el hemano del galeno fallecido. La última vez que Juan Carlos habló con ‘Pipe’, como le decían de cariño, fue el 25 de diciembre, cuando ambos, por teléfono, trataban de armar un helicóptero a escala para su sobrino. Paradójicamente, Luis Felipe era un apasionado por el aeromodelismo.También era un enamorado de su trabajo. Nacido en el seno de una familia de médicos, Luis Felipe comenzó su carrera como médico a los 17 años, cuando viajó a Bogotá para estudiar en la Universidad del Rosario.Se especializó como cirujano general en la Universidad del Valle y después en cirugía de tórax y cardiovascular. Su trabajo lo llevó hasta Estados Unidos, donde además de éxito encontró el amor.“En la Clínica Mayo, en Rochester, cuando iba a terminar su entrenamiento fue galardonado como el mejor jefe de residentes...”, dijo Juan Carlos en medio del llanto. La medalla que recibió Luis Felipe se la entregó a su sobrina Juliana, quien ahora le sigue los pasos estudiando medicina. Gracias al fallecido médico, ella estudiará en Harvard en los próximos meses. En la misma clínica conoció a su esposa, Tracy Fish, quien se desempeña como enfermera jefe de cuidados intensivos de dicha entidad. Llevaban doce años de casados. Sus hijos, una niña de 12 años y dos niños de 10 y 8 años, eran su mayor tesoro.Las autoridades del condado de Cley, lugar donde ocurrió el accidente, continúan en la búsqueda del cuerpo del médico Bonilla y las otras dos personas que murieron, entre ellas el piloto. “Pero por como quedó el helicóptero, es posible que no se encuentre el cuerpo”, aseguró el hermano de Luis Felipe Bonilla, quién espera viajar a Estados Unidos una vez se establezca dónde y cómo será el funeral de su hermano.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad