Caleños incumplieron la prohibición de uso de motocicletas el sábado

Caleños incumplieron la prohibición de uso de motocicletas el sábado

Junio 28, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co
Caleños incumplieron la prohibición de uso de motocicletas el sábado

Así fue la caravana que recorrió las calles de Cali después de la victoria de Colombia ante Uruguay en el estadio Maracaná de Río de Janeiro.

Lunar de las celebraciones fue el incumplimiento a la prohibición de motos y la vandalización al MÍO. Denuncian que menor de edad fue arrollado por motociclista y está con muerte cerebral.

Pese a la prohibición a la circulación de motocicletas, uso de espuma, harinas y demás para este sábado, una caravana con más de 600 motociclistas y vehículos celebró el triunfo de Colombia por las vías de Cali.La Policía Metropolitana de Cali informó que en los controles que se realizaron durante la celebración del partido de Colombia contra Uruguay, se inmovilizaron 362 motos, se incautaron dos armas de fuego y se condujeron a estaciones de Policía a 161 personas que se encontraban “en alto grado de excitación”.En las caravanas de motocicletas se evidenció la circulación de personas sin casco y de varios menores de edad, especialmente, sobre la Calle 5 y Avenida Sexta.Además, Metrocali tuvo que que suspender temporalmente rutas alimentadoras del MÍO en los barrios Floralia, Meléndez, Siloé y sectores del oriente de la ciudad, por actos vandálicos que se presentaron contra varios buses del sistema. "El balance de la operación deja un afectación de 19 rutas (Oriente: T42, A41A, A42A, A44A, A44B, A56, A85 y A53. Oeste: A71 y A72A. Sur: A12A, A12B, A12C, A12D y A17B. Norte: E27, A31, A33 y A21), las cuales fue necesario suspender temporalmente o modificar su radio de acción; además de 12 buses vandalizados los cuales presentan, en su mayoría, afectaciones en vidrios y carrocerías", dijo Metrocali en un comunicado oficial entregado en la noche del sábado. Asimismo, se verificó la aplicación de la Ley Seca en 607 establecimientos públicos, de los cuales seis fueron sellados por no cumplir con la norma. Y es que, a pesar de esta restricción, algunos negocios estaban vendiendo botellas de alcohol camufladas en bolsas negras. Aunque la Policía habla de un “balance positivo”, algunos caleños siguen sin aprender a celebrar en paz los triunfos de la Selección Colombia. El sábado, por ejemplo, la Policía atendió 302 reportes de riñas en toda la ciudad, 72 casos más que los registrados durante la celebración del partido del 24 del junio, cuando Colombia venció a Japón.Según lo reportó el director de Urgencias del HUV, el doctor Luis Fernando Pino, desde las 7:00 de la noche del sábado hasta las 7:00 de la mañana del domingo ingresaron al hospital 29 pacientes por lesiones personales.El sábado se reportaron en la ciudad cuatro asesinatos; sin embargo, la Policía informó que no están relacionados con la celebración del triunfo de Colombia. Frente a este balance, el secretario de Gobierno, Carlos José Holguín, sostuvo que, a pesar de que se siguen presentando riñas y accidentes de tránsito por el consumo de licor, el comportamiento de los caleños el sábado fue “bueno, en términos generales”. Según el funcionario, el balance es positivo en lo que tiene que ver con la integridad física de las personas. “Sabemos que tenemos que mejorar, pero creo que vamos bien, si nos comparamos con los balances de los partidos anteriores”. Holguín indicó que este miércoles, en el consejo de seguridad, se evaluarán las medidas restrictivas que se tomarán para el partido del próximo viernes. Entre tanto, en otras ciudades del Valle, como Buenaventura, Palmira y Tuluá, no se reportaron muertes por la celebración del sábado. Pero, como en Cali, muchos ciudadanos violaron la restricción de motocicletas.Según el balance de la Policía Nacional, en todo el país se atendieron 3261 riñas y hubo 34 personas lesionadas. Aunque en Bogotá la Alcaldía había reportado una persona muerta durante la celebración, la Policía aclaró que se trató de un hecho ajeno al triunfo de Colombia y que en el país no se contaron muertes por este motivo.Un menor con muerte cerebral, el caso más graveEn una tragedia se convirtió la celebración del triunfo para la familia de un adolescente de 15 años, quien fue atropellado en el barrio Alfonso Bonilla Aragón (oriente de Cali) por dos hombres que se movilizaban en una motocicleta. El hecho ocurrió a las 5:40 de la tarde, hora en la que se suponía que ninguna moto debía estar en las calles. Juan Camilo Montoya estaba afuera de la casa de un familiar, cuando los dos sujetos lo arrollaron con el vehículo. El golpe fue tan fuerte que hasta el domingo el menor permanecía en coma en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario del Valle (HUV).“Mi hijo acababa de llegar a la casa de mi suegra, donde estábamos viendo el partido, estábamos felices, como todo el mundo; cuando de un momento a otro esos tipos lo atropellaron. Mi niño está muy mal, hay muy pocas esperanzas de que se salve”, relató en medio del llanto Sandra Cárdenas, madre del menor. La mujer denunció que el motociclista, quien es un ex auxiliar de la Policía, y su parrillero intentaron escapar, pero la comunidad los retuvo. Jonathan Rojas, tío de Juan Camilo y presidente de la Junta de Acción Comunal del barrio Alfonso Bonilla Aragón, contó que, aunque era evidente que los dos hombres habían consumido licor, el Tránsito realizó la prueba de alcoholemia solo doce horas después del accidente, a las 5:30 de la mañana, por lo cual esta salió negativa. “Se los llevaron a la estación de Policía de Los Mangos, pero el Tránsito llegó al otro día”.Adalbert Clavijo, jefe de guardas de Tránsito, no entregó detalles sobre este caso, pero indicó que sí tiene el reporte de un joven atropellado en este sector, en la Carrera 27 con Calle 90.Los ciudadanos del barrio Alfonso Bonilla Aragón, ubicado en la comuna 14, denunciaron que un menor de 15 años está internado en el Hospital Universitario del Valle con un diagnóstico de muerte cerebral, tras ser arrollado por un motociclista a las 5:40 p.m. del sábado, durante celebraciones del partido.Valle del CaucaTanto en Palmira, como en Tuluá, las autoridades reportaron una relativa calma en las celebraciones, pero aclararon que se violó la prohibición de circulación de motos en Palmira y de parrillero en Tuluá. Una persona lesionada, otra captura y al menos 50 motocicletas inmovilizadas, fue el balance de las celebraciones del triunfo de Colombia en la Villas de las Palmas.De acuerdo con las autoridades, las personas que se atrevieron a violar el decreto 151 por medio del cual se prohibió la circulación de motos y se ordenó la Ley Seca, fueron sancionadas y sus vehículos conducidos a los Patios Oficiales.Según indicó la secretaria de Gobierno Municipal, María Eugenia Muñoz Fernández, en el sector del Parque Lineal, entre Carreras 25 y 26, se debió multar un establecimiento de billar y cerrarlo de acuerdo con lo establecido por la norma.Igualmente señaló que el barrio Simón Bolívar, al norte de la ciudad, un hombre fue capturado luego de que agrediera a un policía cuando se controlaba una de las caravanas.“En las caravanas se metieron algunos motociclistas que querían robar”, señaló la funcionaria, quien precisó la situación fue controlada rápidamente por la Fuerza Pública por lo que en las primeras horas de la noche no había mayores novedades.“En Palmira la mayoría de la gente acató las medidas por lo que no hubo mayores dificultades”, subrayó Muñoz Fernández.A su turno, el secretario de Movilidad, Erminsun Ortiz Soto, precisó que hacia las 7:00 de la noche se habían inmovilizado más de 50 motos en diversos puntos de la ciudad. Asímismo, reportó un accidente de tránsito durante las celebraciones en el sector de La Trinidad, en pleno centro de la ciudad.En Tuluá, las autoridades reportaron calma en las celebraciones pero lamentaron que no se respetó la prohibición a la circulación de motos con parrilleros.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad