Autoridades refuerzan medidas de control a puestos de alimentos de la feria

Diciembre 27, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Autoridades refuerzan medidas de control a puestos de alimentos de la feria

Los toxicólogos aseguran que la comida expuesta al aire libre en la calle representa un riesgo, ya que está expuesta a todo tipo de bacterias y contaminación del medio ambiente.

En época de feria y fiestas navideñas, el riesgo de intoxicarse con comida es mayor.la Secretaría de Salud ha inspeccionado 350 puestos de comida de los 500 que tienen permisos para funcionar en la Feria de Cali.

Un llamado hacen las autoridades de Salud Pública del país a los ciudadanos para que tengan cuidado con los alimentos que ingieren este fin de año. Para este propósito, la Secretaría de Salud ha inspeccionado 350 puestos de comida de los 500 que tienen permisos para funcionar en la Feria de Cali.“Son 50 técnicos los que se han dedicado a inspeccionar a estas personas, a las cuales les dimos capacitación. Hemos recorrido especialmente la Autopista, las tascas, la chiquiferia y los sitios aledaños a los eventos de las fiestas”, explicó Henry Ramírez, ingeniero de Alimentos de la Secretaría de Salud de Cali.De acuerdo con el experto, hasta ahora no ha sido sancionado ninguno de estos sitios. No obstante, recomienda tener cuidado ya que “hay quienes no tienen certificado de Salud Pública, pero se van a vender alimentos en mal estado a esos eventos para hacerse su agosto”.Ramírez explicó que el consumidor puede pedir el certificado de Salud Pública para cerciorarse de que sea un sitio confiable. Maurix Rojas, toxicólogo del Hospital Universitario del Valle, señaló que el peligro de comer en la calle es que los alimentos están expuestos por mucho tiempo al aire libre y son colonizados por bacterias. También resaltó la importancia de que quienes manipulen la comida usen uniforme, especialmente gorro, tapabocas, guantes desechables y pinzas para tomar los alimentos. “El mayor riesgo son las manos sucias, sobre todo cuando manipulan dinero y al mismo tiempo toman la comida”, puntualizó. También la saliva de la gente, que contiene bacterias como el estafilococo. Además, explicó que si un alimento permanece por más de dos horas expuesto al aire libre, la probabilidad de contaminación es muy alta. “Por eso recalentar la comida tampoco es una buena práctica”. Llamó a tener cuidado con las salsas en los sitios de comidas rápidas, ya que “a veces no limpian los contenedores y echan la salsa nueva sobre la salsa que ya lleva tiempo, por lo cual puede volverse tóxica”. Dijo que la invitación es a que la gente no ingiera alimentos con olores extraños y que vaya a sitios confiables, preferiblemente en los que la persona sepa de dónde provienen los insumos.Agregó que también al comprar alimentos en el supermercado hay que fijarse en la apariencia. “Que el pescado tenga ojos y escamas brillantes; que el pollo no esté con olor extraño; que la carne tenga buen color”, aseguró. Entre tanto, el toxicólogo Jorge Quiñonez, de la Secretaría de Salud, señaló que las intoxicaciones en navidad no solo se relacionan con comida de la calle. Según el experto, cada año hay al menos una intoxicación masiva, generalmente durante eventos de fin de año en las empresas o colegios. “El caso más común es el del arroz con pollo. Este diciembre, por ejemplo, ya tuvimos un caso en el que 40 personas se intoxicaron al ingerir ese plato”, afirmó.Además, el experto explicó que aunque hay casos que se controlan rápidamente, otros son más graves y sin el cuidado necesario pueden llevar incluso a la muerte. Por eso hace un llamado para que quienes sospechen de una intoxicación, vayan al médico inmediatamente, así crean que pueden controlarla con medicamentos caseros.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad