Así son los operativos para controlar las busetas de servicio público en Cali

Agosto 24, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Así son los operativos para controlar las busetas de servicio público en Cali

El grupo élite de la Secretaría de Tránsito está conformado por 30 agentes que solo se dedican a buscar busetas.

Desde las 6:00 a.m. inician los operativos, que también incluyen busetas de la Coomoepal que circulan con tarjeta de operación vencida. ¿Quiénes conforman el equipo élite del tránsito detrás de esta tarea?, le contamos.

Al gato y al ratón. A eso parece ‘jugar’ el grupo élite de la Secretaría de Tránsito y los transportadores de la empresa Coomoepal. Video: así opera la red que impide la salida de los buses chatarra de Cali. Este es un juego que empieza a las 6:00 a.m. todos los días de la semana, cuando M*, uno de los 30 agentes de Tránsito que conforman este bloque de búsqueda, recorre la Avenida Ciudad de Cali, la Avenida Pasoancho, la Calle 9 o la Avenida 2N cazando busetas de servicio público que circulan con la tarjeta de operación vencida. Cuando por su lado pasa cualquier buseta, M* dicta la placa a uno de sus compañeros en la Central de Tránsito, quien le dice si esa Ermita, Papagayo, Montebello aún está habilitada para transportar pasajeros. “Víctor, Casa, Iglesia, 3, 8, 9. Repito: Víctor,  Casa, Iglesia, 3, 8, 9”.  Si en la Central verifican que la tarjeta de operación está activa, no hay problema. De lo contrario, explica M*, inicia un operativo que implica seguir la buseta, alertar a los guardas del grupo élite para que lleguen a un punto cercano y seguro para interceptar la buseta, solicitar apoyo de la Policía y coordinar la llegada de la grúa que remolque el vehículo.  “Con los únicos que tenemos problemas para las inmovilizaciones es con los transportadores de Coomoepal,  porque ellos tienen una red de incitadores que le dicen a los pasajeros que no se bajen del vehículo, otros que se meten debajo de los carros y no permiten el enganche de la grúa y los demás que nos amenazan. La mayoría de las veces ellos nos ganan en número y no podemos hacer nada, porque la Policía a veces llega a tiempo y a veces no”, dice Z*, otro de agente que dedica sus días a buscar busetas ilegales.  El gerente (e) de Coomoepal, Jorge Enrique Solanilla, indicó que “los propietarios que están sacando los vehículos no están autorizados ni apoyados por la empresa. A nosotros nos cancelaron los seguros y le notificamos al Tránsito y a la Alcaldía que no nos hacíamos responsables por las acciones de las busetas que están transitando ilegalmente, pero rechazamos las vías de hecho”. Este juego se volvió peligroso, pues los operativos han dejado guardas de Tránsito heridos, remolques dañados y hasta el escándalo del conductor de una grúa que sacó un arma en plena inmovilización en el barrio El Jardín.  El último inconveniente se registró el miércoles de la semana pasada, cuando M* identificó una buseta de Coomoepal en la Calle 15 con Carrera 23, en Junín, y dio aviso a los guardas para que la bloquearan en la Calle 10 entre carreras 8 y 9, donde creyó que por ser una zona con presencia policial no habría inconvenientes.  “Ya teníamos todo listo, pero llegaron los agitadores de la Calle 10 con Carrera 10 y no dejaron que nos lleváramos la buseta. Allí le lanzaron una botella a un compañero en la cara y le dañaron un ojo  y en la clínica le dieron cinco días de incapacidad. Al final, la buseta se escapó y la Policía no alcanzó a llegar”, comenta M*, quien asegura que después de que se presentan altercados como este, las busetas de Coomoepal procuran no salir al día siguiente. Hasta el momento, el escuadrón de búsqueda de la Secretaría de Tránsito inmovilizó 61 busetas de transporte público, de las cuales 31 son de la empresa Coomoepal (ver tabla). De esta empresa, todavía hay 13 vehículos que permanecen en los patios. 

Aunque las redadas se hacen contra todas las empresas, Coomoepal está en la mira porque su habilitación en transporte urbano se canceló en abril.
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad