Así serán las obras en la Avenida Circunvalar

Julio 22, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Así serán las obras en la Avenida Circunvalar

Riesgos. Mientras no se destruyan tres rocas de 10, 15 y 20 toneladas de peso, la Avenida Circunvalar no será habilitada para el flujo vehicular, como medida de seguridad.

Mañana se hará la implosión de más de diez piedras. El lunes próximo se habilitará un carril para el flujo vehicular. Mediante el uso de un químico especial, la Secretaría de Infraestructura Vial y Valorización busca desintegrar tres rocas de 10, 15 y 20 toneladas que el pasado viernes cayeron sobre la vía.

Mediante la utilización de un químico especial, la Secretaría de Infraestructura Vial y Valorización busca desintegrar tres rocas de 10, 15 y 20 toneladas de peso que el pasado viernes cayeron en la Avenida Circunvalar, a la altura de El Mortiñal.Las tres rocas que quedaron en la mitad de la vía llevaron al cierre de la misma y sólo hasta el lunes de la próxima semana se habilitará un solo carril para el flujo vehicular. Mientras tanto, contratistas del Municipio trabajarán en la construcción de un muro de contención con el que se pretende darle una solución definitiva al problema de los derrumbes en esta arteria vial. El subsecretario de Infraestructura, Néstor Martínez, explicó que mañana se hará la implosión no sólo de las tres rocas, sino también de unas diez más de menor tamaño que fueron arrastradas por las lluvias hasta el andén de la Circunvalar. Según el ingeniero civil, en la roca se introduce un barreno o instrumento de acero para taladrar o hacer agujeros, se le introduce a la piedra un químico especial llamado ‘crash’ y se tapa. Este fluido se deja durante doce horas, en ese tiempo va fracturando la roca hasta dejarla muy pequeña.Pero este proceso se debe hacer a las 6:00 a.m., dado que exige unas condiciones de temperatura específicas. Por ejemplo, el calor impide que sea efectivo. “Después de que se demuele, los fragmentos son transportados en volquetas”, indicó Martínez.Las autoridades locales descartaron el uso de la dinamita para la implosión del material debido que se trata de un sector residencial. Paralelo al procedimiento químico se hará una inducción (provocar un derrumbe controlado) en la parte montañosa averiada por las lluvias. “Vamos a inducir esas piedras para que se caigan porque representan un riesgo, esa tarea es peligrosa, no sabemos qué cantidad de material se desprenderá”, añadió el funcionario.En ese punto se edificará un muro de contención de 6 metros de alto y 120 metros de longitud, de concreto reforzado, proceso que tomará 45 días. La inversión será de mil millones de pesos. “Este es el único punto vulnerable de la Circunvalar, después de que el terreno esté estable, el contratista levanta el muro y se habilita media calzada para el tránsito hacia el sur de la ciudad”, añadió Martínez. El carril en sentido contrario, es decir sur-norte, no sufre ninguna variación. En la madrugada del viernes pasado, por efecto de las lluvias, las rocas areniscas se desprendieron de la montaña hasta la acera de la Avenida de Los Cerros. Los funcionarios de Mantenimiento Vial arrastraron tres rocas de gran tamaño hasta la mitad de la calle. Ante el inminente peligro, ese mismo día la vía tuvo que ser cerrada, pero algunos conductores quitaron los elementos de bloqueo y circularon a pesar de los riesgos. Hasta el momento, en el lugar se han removido 40 metros cúbicos de piedras, lodo y tierra. El ingeniero Martínez acotó que la emergencia es consecuencia de que la montaña no tenía un canal de coronación para recoger las aguas escorrentías. “Ellas se van metiendo, van filtrando y produciendo socavones. Esa filtración va soltando las piedras”, aseveró. Por ello las obras incluyen un canal de coronación, de lo contrario con el sólo muro de contención no se resolvería la problemática.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad