Alcohólicos Anónimos propone sensibilizar a conductores ebrios sancionados en Cali

Agosto 14, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co

La organización propone ayudar a los conductores infractores que deben cumplir entre 40 y 80 horas de rehabilitación para tramitar de nuevo su pase, según la Ley. Secretaría de Tránsito en Cali dice que proyecto es viable.

Sensibilizar a los caleños sancionados por conducir en estado de embriaguez es la propuesta que la Oficina de Intergrupos de Alcohólicos Anónimos (A.A.) le hizo a la Secretaría de Tránsito de Cali y a la del municipio de Yumbo, a raíz del aumento en accidentes de tránsito provocados por personas ebrias.Tal iniciativa se fundamenta en la necesidad de que las personas, a las que se las ha suspendido la licencia por conducir ebrios, deban realizar un curso obligatorio en algún centro de rehabilitación de la alcoholemia y drogadicción para poder recuperar el pase, según lo estipula la Ley 1548 del 5 de julio de 2012 conocida popularmente como Ley Merlano.Y es que de acuerdo a la Ley Merlano, los conductores cuya prueba de alcoholemia marque dos o tres grados de embriaguez, deben realizar un curso de 40 u 80 horas, respectivamente, en un centro de rehabilitación autorizado.Pero, ya que la Ley no determina en cuál sitio de rehabilitación se puede o no hacer el curso, Intergrupos de Alcohólicos Anónimos en Cali ha solicitado a las autoridades competentes ser incluidos entre las opciones para cumplir esta tarea.Y es que según cifras de la Secretaría de Tránsito Municipal, en Cali se registran cada fin de semana entre 15 y 20 personas conduciendo en estado de embriaguez. De hecho, en lo corrido del año se han suspendido 817 pases por esta infracción.El acuerdo de cooperación que propone Alcohólicos Anónimos de Cali no tendría un interés diferente al del trabajo social ante semejante problemática. Según miembros de Intergrupos, el proceso de recuperación de personas en A.A. es voluntario, no tiene ningún costo y tampoco implica inversión económica del Estado con esta agrupación. Se basaría simplemente en un trabajo conjunto de formación ciudadana. "Somos anónimos, no invisibles", dice un miembro de la organización. En Cali hay 32 grupos de esta organización que están abiertos todos los días.En las reuniones de A. A. las personas hablan de los efectos que la bebida tuvo en sus vidas y en sus personalidades. El objetivo primordial de las reuniones es mantenerse sobrio y ayudar a otros alcohólicos a alcanzar el estado de sobriedad.El indicador de éxito en el modelo de recuperación en A. A. es del 80% y su trabajo ha logrado la recuperación de más de 500 personas en Cali.Desde su experiencia pueden alertar que Cali tiene varias condiciones que la hacen vulnerable al consumo de alcohol, el constante ambiente de rumba y la cantidad de discotecas, bares y licoreras, están entre ellas.Además, Adalbert Clavijo, jefe de guardas de Tránsito le dijo a El País en días pasados que los viernes y sábados son los días en los que más conductores ebrios son sorprendidos en las calles y que en días de semana suelen ser sancionados entre una y dos personas.El acuerdo que busca Intergrupos de Alcohólicos Anónimos ya es una realidad en Bogotá y Medellín, donde las respectivas Secretarías de Tránsito avalan el trabajo de sensibilización que hacen estos grupos, a la hora de devolver los pases suspendidos. Ellos ya han tocado las puertas en repetidas ocasiones de las dependencias en Cali y Yumbo pero aún no hay una respuesta clara.El secretario de Tránsito Municipal, Alberto Hadad, le dijo a El País que la propuesta de Alcohólicos Anónimos es altamente viable de aprobar en Cali y que esperaría reunirse con Intergrupos para evaluar y darle vía libre.En Yumbo, funcionarios de la Secretaría confirmaron que la gestión sobre este acuerdo avanza positivamente y que se espera una pronta aprobación.Por otra parte, en días pasados el programa Especiales Pirry del Canal RCN advirtió que detrás de la adjudicación de ciertas fundaciones, que podrían estar avaladas para rehabilitar a conductores sancionados por conducir ebrios, habrían intereses políticos y económicos opuestos a una propuesta de carácter gratuito como la de Alcohólicos Anónimos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad