Advierten posible cese de actividades de otro operador del MÍO

Julio 24, 2017 - 11:45 p.m. Por:
Redaccón El País 
Conductores del Mío

En varias ocasiones, trabajadores de Unimetro han protestado por la crisis de la compañía. 

Archivo/ El País

En Unimetro, otro de los operadores del MÍO con líos laborales, hasta ayer había normalidad en la operación pero trabajadores no descartan un cese de sus funciones por los incumplimientos.

“Voy a entablar una queja en el Ministerio de Trabajo puesto que a la fecha no se nos ha hecho pago de cesantías del año 2016 y tampoco nos han pagado la prima de este primer semestre. Solo le han pagado a algunos compañeros. Para el 2 de julio estuvimos planeando un cese, pero llegamos a un consenso, sin embargo, si no se solucionan estos temas nos tocará recurrir a las acciones de hecho”, dijo Iván Ochoa, presidente del sindicato Sintramasivo.

El presidente de Metrocali señaló que los recursos aportados a través del Fondo de Estabilización y Subsidio a la Demanda, Fesde, han tenido un impacto positivo en el MÍO

Según Metrocali, actualmente el MÍO opera con 758 buses y está recorriendo cerca de 162.000 kilómetros diarios. Se espera que al finalizar el año los kilómetros aumenten a 172.000.

“Fesde evitó colapso”

El contralor de Cali, Ricardo Rivera, manifestó que una de las preocupaciones sobre la situación del MÍO es que sigue con los mismos pasajeros -entre 450.000 y 500.000 -, pese a la inyección de $24.000 millones a través del fondo Fesde. Y también advirtió que hay operadores, como Unimetro, a los que se le aportan recursos y siguen incumpliendo.

Sin embargo, el presidente de Metrocali, Nicolás Orejuela, señaló que a partir del Fesde, el MÍO recuperó la flota, pasajeros y kilómetros recorridos que había perdido en el 2016. Según Orejuela, están moviendo cerca de 485.000 pasajeros en época de no estacionalidad (vacaciones). “El fondo evitó que el sistema colapsara. Tenemos operadores que han venido recuperando terreno y si no se diera eso, ellos no tendrían acceso a los recursos”, afirmó.

A su vez, Frank Mosquera, representante de ETM, otro de los concesionarios del MÍO, añadió que la prioridad es mantener la flota en buen nivel: “Si la flota está en buen estado no tendremos salidas de operación, la plata llega completa y podemos pagarle a los operadores“.
El País intentó conocer la opinión del gerente de Unimetro, Guillermo Ramírez, pero no respondió.

Rechazan bloqueo que afectó la operación del MÍO

La protesta que realizó un grupo de conductores de GIT Masivo, impidiendo la salida a operar de vehículos del MÍO, generó rechazó por la afectación que se causó en la prestación del servicio.

Según el reporte de Metrocali, alrededor de 40 trabajadores del sindicato bloquearon la puerta del patio taller ubicado en Valle del Lili, desde las 4:05 a.m. En la situación intervino el grupo Esmad de la Policía y hacia las 6:20 a.m. se inició el ingreso a la operación de los vehículos parados. A las 7:30 a.m. de 265 buses, 215 ya estaban prestando el servicio.

Nicolás Orejuela, presidente del ente gestor del MÍO, indicó que aunque Metrocali no tiene relación contractual con los conductores se está hablando directamente con los concesionarios para que avancen en la búsqueda de soluciones.

“En este momento hay una apuesta grande para sacar el sistema adelante, se ha priorizado mucho la relación del operador, los nuevos conductores que han sido vinculados han pasado por un proceso de capacitación desde Metrocali, fomentando mucho el proceso de cultura ciudadana. Tenemos un sistema que está empezando a salir de la crisis y tener este tipo de reacciones y vías de hecho no conducen a nada positivo sino que aumentan la brecha de desconfianza del usuario”, manifestó Orejuela.

Héctor García, presidente del sindicato SintraGITMasivo, explicó que el plantón surgió para reclamar por el no pago del subsidio de transporte y la restricción que hay en el permiso para las citas médicas.

“Desde hace cinco años no nos pagan el subsidio, la empresa dice que tiene un recorrido pero ese servicio es muy deficiente, son pocos carros y no alcanza para cubrir a todos los trabajadores”, dijo García y añadió que los trabajadores que se unen a este reclamo son cerca de 200.
Por su parte, Jorge Martínez, gerente del concesionario, manifestó que la empresa sí paga el subsidio de transporte, pero lo hace en especie, a través de rutas que, según él, tienen cobertura total. También afirmó que dan los permisos para las citas médicas, pero se debe cumplir con un procedimiento.

“Ellos dicen que quieren el subsidio (de transporte) en dinero, la discusión está en una instancias legal que es la Corte Suprema de Justicia y se adoptará lo que la Corte determine”, precisó.

GIT cubre el 33 % del servicio del MÍO y ayer la mayor afectación por la protesta se registró en la zona sur, donde el operador tenía programadas sus tareas. “Cuando no hay un buen ambiente laboral eso se ve reflejado en el mal servicio. Con un solo bus que falte se genera caos, Metrocali debe dejar de decir que esas son situaciones laborales de los operadores y ponerle cuidado”, expresó Jorge Hernán Vélez, presidente de la Liga de Usuarios Estudiantes del MÍO.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad