136 personas fueron aprehendidas en disturbios tras el partido América-Cali

Marzo 15, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

Según Laureano Quintero, director de Trauma del HUV, dos personas permanecen en grave estado de salud debido a las heridas que recibieron en los enfrentamientos.

Al menos 11 personas ingresaron con heridas al Hospital Universitario del Valle tras los disturbios que se generaron en la previa y después del partido entre el América y el Deportivo Cali por la Copa Postobón, este miércoles. Según el doctor Laureano Quintero, director de la Unidad de Trauma del HUV, entre los heridos hubo tres que tuvieron que ser operados de urgencia debido a la gravedad de sus heridas. "Un joven que llegó con una herida en el abdomen tuvo que ser intervenido de urgencia. En este momento, está en observación, pues su estado de salud es grave. También se debió operar a un joven que llegó con herida a la altura del corazón y otro con herida a la altura del tórax que le generó daño pulmonar", explicó Quintero. Los lesionados fueron identificados como Brayan Andrés Buenaventura, de 18 años, Jeison Caicedo Rentería, de 18 años, y un menor de edad de 15 años, que se encuentra en delicado estado de salud. El médico aseguró que desde las 5:00 p.m. comenzaron a ingresar lesionados al Hospital, a la vez que se generaron los disturbios en los alrededores del Estadio Pascual Guerrero. "No puede ser que cada que hay partido se dé esta batalla campal entre las barras. Un evento deportivo no se puede convertir en una tragedia para la ciudad", añadió el médico. En efecto, el comandante de la Policía Metropolitana de Cali, general Fabio Castañeda, informó que en los enfrentamientos que se generaron antes y después del partido se aprehendieron a 136 personas por hurto, por porte ilegal de armas blancas, daño en bien público y porte de estupefacientes. Entre los detenidos se encuentran 15 mujeres. "Al interior del Estadio las medidas de seguridad funcionaron. No hubo enfrentamientos ni hostilidad por parte de los mensajes de las barras. Fueron 1.100 policías garantizaron que se cumpliera el acuerdo de convivencia", señaló Castañeda. Durante el desarrollo de las requisas implementadas en los tres anillos dispuestos para ingresar al Estadio, la Policía se incautó de 98 armas blancas y 10 kilos de marihuana. Por su parte, la secretaria de Deportes, Clara Luz Roldán confirmó que dentro del escenario deportivo no hubo problemas de seguridad. "La seguridad de la Policía y el compromiso de las barras funcionó excelente. Lo que hay que discutir es el horario de los partidos, pues las cifras que se han logrado bajar con el toque de queda, aumentan ostensiblemente cuando hay partidos en la noche", dijo a Caracol Radio la funcionaria. Cabe recordar que el pasado lunes, los líderes de las barras bravas del América y del Cali firmaron un pacto de no agresión, en el Estadio. "Es un compromiso de no agresión y convivencia ciudadana entre las barras de la ciudad, esperando que sea un compromiso de todos, no solo de nosotros, sino de todas la entidades del Estado”, afirmó en esa entonces Alejandro Jaramillo, representante de ‘Frente Radical’, barra del Deportivo Cali.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad